Sopa de ramen

Si quieres aprender a preparar esta rica sopa japonesa de una manera sencilla, de la que por cierto, existen numerosas variedades, no dudes en continuar leyendo ya que hoy vamos a elaborar una sopa de ramen tradicional con verduras, pasta y proteínas que es consumida en Japón por millones de personas cada día.

Y es que el ramen tiene una gran importancia en este país, llegando al mismo en el siglo XIX a través de comerciantes procedentes de China. Debido a la ocupación de Estados Unidos este ingrediente logró extenderse después de la guerra y ya en los años 70 incluso se empezó a comercializar con el “ramen instantáneo”, listo para calentar y comer.

Mayores y pequeños van a disfrutar de este delicioso plato que se prepara en muy poco tiempo y que cuenta con todos los nutrientes necesarios para considerarlo como un plato muy saludable. Además en esta ocasión vamos a prepararlo con ingredientes muy sencillos de encontrar y con los que conseguirás que te quede una sopa de lo más rica.

Sopa de ramen

Ingredientes

  • 375 gramos de fideos ramen
  • 750 ml de caldo de pollo
  • 500 ml de agua
  • 4 cucharadas de salsa de soja
  • 1 cucharadita de salsa inglesa
  • Media cucharada pequeña de jengibre rallado
  • 1 cucharadita de azúcar
  • Una pizca de pimentón picante
  • 400 gramos de carne de pollo
  • 2 huevos cocidos
  • 4 cucharadas de maíz dulce
  • Media cebolla
  • 1 diente de ajo
  • Aceite de sésamo o de girasol
  • Una cucharada de semillas de sésamo
  • Cebollino picado

Preparación

Antes de nada comentarte que no vas a tener ningún problema en encontrar ni el aceite de sésamo ni los fideos ramen, ya que los vas a poder adquirir en cualquier tienda comercial sin necesidad de acudir a una especializada en productos orientales. Una vez dicho esto, comenzamos a preparar la sopa cortando en rodajas el pollo.

En una sartén se pone a calentar el aceite elegido y se fríe en el mismo la cebolla y el ajo durante un par de minutos. A continuación se añade el pollo y se dora por todos los lados. cuando esté listo se reserva.
En una cacerola con agua hirvendo agrega los fideos ramen y cuécelos durante cinco minutos. Escúrrelos y reserva. Pon a cocer los huevos. Para ello cuando el agua comience a hervir apaga y el fuego y deja que reposen durante diez minutos más. Después escurre con agua bien fría y reserva.

En otra cacerola añade el caldo del pollo, la salsa de soja, la inglesa, los dientes de ajo, el pimentón picante y el jengibre. Lleva a ebullición y deja cocinar todo durante cinco minutos. Pruébalo y ajusta la soja si es necesario.

Añade en cuatro tazones los fideos y añade los huevos cocidos y pelados, cortados por la mitad así como la carne de pollo. Añade a cada tazón un poco de caldo y una cuchara de maíz dulce, un poco de cebollino picado y una pizca de sésamo y ya tienes listo tu plato. ¡Buen provecho!