Tortillas de maíz caseras para tacos y nachos

Hoy en Rincón Recetas te vamos a explicar cómo realizar unas exquisitas tortillas de maíz caseras ideales para realizar tacos y nachos. Lo bueno de esta receta es que la pueden consumir todos ya que no tiene gluten y los celíacos podrán disfrutarlas sin ningún tipo de problema.

No te pierdas esta receta que es muy fácil de hacer y que además es deliciosa. Puedes enviar invitaciones online a tu familia y amigos y tener una fiesta de tacos y de riquísimos nachos, ¡a todos les encantará!

  • Tiempo de preparación: 15 minutos
  • Rinde: 5 porciones

Ingredientes

  • 1 taza de harina de maíz pre cocida
  • 180 ml de agua templada
  • 1 pizca de sal
  • 2 trozos de plástico transparente

Preparación

En un bol de plástico, coloca la harina de maíz y la sal. Mezcla muy bien hasta integrar ambos ingredientes. A continuación, añade el agua poco a poco y mezcla con una espátula o cuchara de madera hasta obtener una masa homogénea.

Una vez que la masa haya absorbido toda el agua por completo, llegó el momento de transportarla a la mesa de trabajo y comenzar a amasar hasta obtener una masa que no se pegue a las manos.

A continuación, toma pequeñas porciones de la pasta, procurando que sean todas de similar tamaño y peso y haz un bollito con cada una de ellas.

Coloca un bollito entre las dos hojas de plástico y, con la ayuda de un palo de amasar dale forma a cada una de las tortillas de maíz. Es importante no obviar este paso ya que, al no tener gluten, la preparación se desarmaría o las tortillas se romperían si no nos ayudamos con las hojas de plástico.

Cocción

Para cocinar las tortillas de maíz será necesario que tengas una sartén de fondo grueso. Prende el fuego al máximo y coloca un fondo de aceite para evitar que se peguen. Si cuentas con una sartén antiadherente será mucho mejor, pues no necesitarás agregarle el aceite.

Coloca una tortilla y cuécela de un lado. Cuando notes que los bordes se secan, voltéala y cocínala del otro lado. La tortilla de maíz estará lista cuando se formen burbujas y comienza a inflarse.

A medida que las cueces y están listas, ponlas sobre un paño grueso de algodón, que no desprenda pelusa, y envuélvelas para que se mantengan crujientes y calientes.

Sirvelas de inmediato con el relleno que más te guste.

Tips interesantes

En el caso de que te sobren, las puedes guardar en el refrigerador o en el congelador o freezer envueltas en un trozo de film transparente. Si pasan varios días y se congelan, envuélvelas en un paño y ponlas en el horno microondas durante 20 o 30 segundos, dependiendo de su potencia.

Otra opción, si es que no quieres comer tacos, es cortar las tortillas en forma de triángulo y freírlas o cocinarlas en el horno unos cuantos minutos. De esta manera tendrás unos deliciosos y crujientes nachos que podrás servir cuando desees inscribir participantes a eventos que organices en un futuro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *