Pimientos verdes rellenos

La siguiente receta de pimientos rellenos es uno de los muchos platos tradicionales que van pasando de las madres a sus hijas, y que se pueden servir bien como aperitivo, como plato único o incluso como segundo plato. En cualquier caso el triunfo está asegurado.

Preparados con salsa de tomate como en el caso de hoy, es una receta que puede prepararse el día anterior si vas muy apurada de tiempo. Además es un plato muy indicado para todo el mundo gracias al elevado contenido que tiene el pimiento verde en vitamina C, que gracias a su acción antioxidante resulta beneficioso para la vista, el oído, la piel y el aparato respiratorio.


Esta misma vitamina hace que los síntomas del resfriado disminuyan, así como el estreñimiento y el hipertiroidismo. Las mujeres durante la menopausia conseguirán reducir los sofocos consumiendo pimientos verdes, ingrediente que también tiene betacaroteno y vitaminas pertenecientes al grupo B2 por lo que es ideal para la prevención de enfermedades crónicas y degenerativas.

Pimientos verdes rellenos

Ingredientes

  • 2 pimientos verdes italianos
  • 250 gramos de morcillo
  • 1 cebolla
  • 1 puerro
  • 1 pimiento rojo
  • 2 zanahorias
  • 4 tomates tipo pera
  • 3 dientes de ajo
  • 1 yema
  • 2 huevos
  • 1 cucharada pequeña de azúcar
  • 1 vaso pequeño de salsa de soja
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Perejil picado
  • Una rama de tomillo fresco
  • Una pizca de tomillo seco

Elaboración

Lo primero que hay que hacer es freír en una sartén con aceite de oliva, los pimientos. Cuando estén listos se retiran y se cubren con papel transparente de cocina hasta que se enfríen y se ablanden. Después tendrás que quitarlos la piel y las semillas cuidando de que no se rompan.

En una olla rápida se introducen los dientes de ajo con un chorro de aceite. Se salpimenta la carne de morcillo y se dora junto con el tomillo. Se retira y a continuación se añade la cebolla, el puerro, la zanahoria y el pimiento rojo, todo ello bien picado.

Se echa una pizca de sal y se sofríen todas las verduras. Se agregan los tomates cortados por la mitad, se rectifica de sal y se añade la salsa de soja, la pimienta y el azúcar. Se vuelve a añadir el morcillo junto con un vaso de agua y se cierra la olla para dejar cocinar durante treinta minutos.

Para preparar el relleno se saca el morcillo de la olla y se desmiga. Se mezcla con un poco de la verdura guisada y se añade la yema de un huevo y el perejil picado. Se rellenan con esta mezcla los pimientos, se pasan por huevo y se fríen en una sartén con aceite.

Para preparar la salsa se introduce el resto de las verduras, junto con su jugo, en el vaso de una batidora y se tritura. En una cazuela se colocan los pimientos, se riegan con esta salsa y se deja cocinar durante cinco minutos. Sírvelos con su salsa y aderezados con un chorro de aceite de oliva virgen extra y un poco de perejil picado. ¡Bon appetit!