Consejo; ten tus vasos y copones siempre listos para una cerveza bien helada

Disfruta siempre de una cerveza bien helada

En algunos lugares del mundo el calor recién empieza a ceder, mientras que en otros nos preparamos para recibir a la primavera, con los primeros rayos de sol de la temporada y las ganas de pasar el calor con una cerveza bien helada.

No hay discusión que la mejor manera de beber una cerveza, cualquiera sea su tipo, es bien fría. Para garantizar que siempre podrás disfrutar de ese líquido ámbar a la temperatura deseada, en Rincón Recetas te tenemos un dato que te será muy útil.

La verdad que se trata de algo muy simple; sólo basta con tener los vasos o copones que utilices para servir la cerveza en el freezer o congelador de manera constante. Así garantizas que el líquido que sirvas siempre quede frío, sin requerir de hielo, elemento que podría modificar el sabor de nuestra bebida alcohólica favorita.

Ya sabes, reserva un lugar en el congelador para tus copones de cerveza, ojala dispuestos boca arriba, así el frío se distribuye de forma uniforme. Sácalos sólo momentos antes de servir. Para evitar que se forme demasiada espuma, siempre pasa la cerveza de la lata o botella poniendo el vaso en un ángulo de 45 grados.

Listo, a disfrutar de una cerveza bien helada con tus amigos, sin preocuparte que la falta de refrigeración le arruine ese gusto tan particular y que además le hace popular en todo el mundo.