Mermelada de alcayota, light

Calienta la alcayota en el horno para pelarla

En general, podemos encontrar gran variedad de mermeladas en el mercado para el consumo de diabéticos o light. Aquí una receta para hacer en casa y preparar una mermelada casera, pero un poco cara por la cantidad de sucralosa que se utiliza. Para ahorrar, puedes disminuir la cantidad a preparar.

Tiempo aproximado de preparación: 40 minutos

Rinde: 2, 5 litros

Ingredientes

  • 1 kg de pulpa de alcayota
  • 1/2 kg de sucralosa
  • 2 cucharadas de jugo de limón
  • 25 grs de pectina (espesante natural que se compra en las farmacias)
  • 125 grs de nueces

Preparación

Pele la alcayota. Para que sea más fácil pelarla, ponga la alcayota en el horno a fuego fuerte, hasta que la piel de la alcayota se amarille y al enterrar un cuchillo, se hunda fácilmente.

Desprenda el interior de la alcayota y saque las semillas, tenga cuidado de sacarlas todas, incluso las transparentes. Además, retire el cordón donde vienen las semillas. En una olla vacíe la pulpa de la alcayota y sobre ella la sucralosa, deje macerar toda la noche.

Cocine a fuego medio y, cuando comience a hervir, incorpore la pectina y el jugo de limón y cambie a fuego bajo para que se termine de ligar. Revuelva constantemente hasta que la pulpa de alcayota esté de color dorado transparente y brillante. Pique las nueces y agréguelas a la mermelada, deje cocinar por unos minutos para que las nueces se ablanden.

Si la mermelada tiene espuma, saque con una cuchara y envase en frascos conserveros mientras está caliente. Tape los frascos y póngalos boca abajo hasta que se enfríen, para que queden sellados.