Helado de sandia

El helado es un postre que se degusta en cualquier momento, lugar y temperatura. Pero cuando no tenemos una heladería cerca, podemos optar por prepararlo nosotros mismos. Que mejor que un helado de fruta después de un almuerzo, para tomar a media tarde o para compartir con nuestros amigos después de una cena.

Tiempo estimado de preparación: 5 horas

Este plato rinde para 1 kilogramo de helado

Ingredientes

  • 500 gramos de sandia, sin cascara y sin semillas
  • Una copita de brandy (si lo van a consumir niños, se reemplaza por almíbar)
  • 200 gramos de azúcar
  • Una clara de huevo
  • Para decorar hojas de menta y de chocolate, o chocolate rallado.

Preparación

Cortar la pulpa de la sandia en trozos pequeños. Colocar una parte en el vaso de la licuadora y agregar una parte del brandy o el almíbar y reducir la pulpa a puré. Se procede así con toda la pulpa de la sandia.

Poner el puré en un bol hondo o recipiente amplio. Colocar el azúcar en otro ollita y añadir 200 ml de agua fresca. Llevar a fuego y formar el almíbar. Retirar del fuego y dejar entibiar. Mezclar con la pulpa  de la sandia uniendo todo bien. Colocar la mezcla en un recipiente para frio y llevarlo al freezer durante 4 horas, batiendo la preparación cada 30 minutos para que no se formen cristales.

Pasado ese tiempo, mezclar el helado con la clara batida a nieve y llevar a freezer durante 30 minutos más. Servir en copas decorando con hojas de menta y hojas o rulos de chocolate.