Dulce de membrillo, al microondas

Rico dulce de membrillo para untar

Preparar el dulce de membrillo a la manera acostumbrada, requiere bastante tiempo en la cocina. Aquí una receta donde acortarás considerablemente el tiempo de preparación. Queda muy bueno.

Tiempo aproximado de preparación: 50 minutos

Rinde: 4 porciones

Ingredientes

  • Membrillos
  • Azúcar
  • Limón

Preparación

Frotar los membrillos con un paño o papel de cocina, para eliminar la pelusa que los cubre.  Cortarlo, sin pelar, en gajos, aprovechando el máximo de pulpa, y ponlos en agua fría con zumo de limón (1 limón por cada Kg. de membrillos), para que no se oxiden.

Pon en un recipiente los membrillos y llévalos al microondas unos 20 minutos, hasta que estén blandos. En un colador, deja escurrir durante varias horas. Al cabo de este tiempo, tritúralos, se pueden pasar por pasapurés para eliminar los posibles restos de cáscara, pesar el puré obtenido y calcular 1 Kg. de azúcar por cada Kg. de puré de membrillo.

Poner el puré y el azúcar correspondiente en un recipiente amplio apto para microondas, no debiendo rebasar la mitad del recipiente, para que no se desborde, mezclar con una cuchara de madera de mango largo. Meter al microondas a potencia media durante 15 minutos, revolver con la cuchara con mucho cuidado de quemarte. Seguir cociendo en períodos de 15 minutos, revolviendo cada vez.

Al cabo de una hora aproximadamente, el dulce habrá adquirido un bonito color rojizo y habrá espesado considerablemente, para verificar que está en su punto, revolver con la cuchara.

Vierte la mezcla en el recipiente que quieras para darle forma y dejar enfriar el dulce. Se conserva durante un año en el congelador, envuelto en papel mantequilla y seguidamente en papel de aluminio.